Aula en Red-Acción
Hacia el siglo XXII Internet de las Cosas Personalización

La revolución del Internet de las cosas ya ha comenzado

OPINIÓN | La forma de hacer periodismo, como cualquier otro sector de actividad empresarial, ha evolucionado históricamente con la aparición de nuevas tecnologías. Desde la invención de la imprenta de Gutemberg en 1440, al nacimiento de internet en 1983, que supuso el ocaso de las ediciones de papel en periódicos y revistas. Cada disrupción tecnológica ha supuesto una oportunidad para hacer un mejor periodismo, y el ritmo de adopción es vertiginoso. Como ha comentado el presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, en múltiples ocasiones, “al teléfono fijo le costó 75 años alcanzar los 100 millones de clientes, y al Pokemon Go le costó 25 días”.

Estamos viviendo una acumulación brutal de nuevas tecnologías: la inteligencia artificial, blockchain, 5G, realidad virtual, computación cuántica, robótica, cloud computing, e Internet de las cosas. Cada una de estas tecnologías va a impactar en el periodismo. Va a cambiar las rutinas de trabajo, los medios, y la forma de comunicar o de consumir información.

La narrativa periodística ante el avance de la tecnología, por Ramón Salaverría

Una de las tecnologías clave de toda esta revolución es el Internet de las cosas (IoT), que, aunque está en vías de desarrollo va a romper los esquemas de esta disciplina. No solo el periodismo va a cambiar la forma en el que lo conocemos significativamente, sino que ámbitos como el marketing y la publicidad también renacerán. Vamos a pasar del tiempo real a la inmersión, donde el consumidor de información se va a situar en primera línea de los hechos, de lo que narramos y de lo que contamos.

La irrupción de la tecnología a lo largo de la historia

En un repaso histórico de los últimos 50 años, el periodismo, como cualquier otra disciplina, ha evolucionado de la mano de la tecnología. El primer gran momento fue la aparición del Internet, que posibilitó el acceso a cualquier información. El periodista dispone de una herramienta única que le permite documentarse, buscar y contrastar información, o enriquecer su conocimiento. Asimismo, los consumidores han dejado el papel y se han volcado en las pantallas desde ese momento.

La segunda gran disrupción son los teléfonos móviles, que han permitido el acceso a Internet desde cualquier lugar, desde el metro, el autobús o la calle. Y, en tercer lugar, los datos, que es la etapa de mayor impacto en la actualidad. El ejemplo más reciente y claro lo tenemos con el periodismo vinculado al COVID. Ejemplos como la Universidad John Hopkins nos lo demuestra cada día, ya que disponemos de un punto de información en tiempo real con toda la información global de evolución de la pandemia.

También relacionado con el COVID, tenemos el ejemplo del uso de los datos de los móviles para poder visualizar el movimiento de las personas y predecir la evolución de la pandemia. Nadie puede imaginar como hubiera sido esta gestión del COVID hace 50 años, con un Internet incipiente, sin móviles y sin información en tiempo real.

El siguiente paso en esta revolución tecnológica es el Internet de las Cosas. Este está impactando ya a todos los sectores económicos: los coches con sensores que permiten conducir de forma asistida y en el futuro cercano de forma totalmente autónoma; las mercancías monitorizadas por todo el mundo, que permiten saber el estado y localización, por ejemplo, de las vacunas para vencer a la pandemia del coronavirus; y las plantas industriales conectadas, con sensores y robots capaces de hacer el trabajo de muchas personas. Existen predicciones increíbles sobre el número de objetos conectados en los próximos años. Se pronostica que en el año 2030 existan 50 billones, sí 50.000 millones, de objetos conectados por todo el mundo. Y, el 5G va a posibilitar sin duda el despegue definitivo de esta tecnología para los próximos 5 años.

Los drones facilitan datos al periodista

En el periodismo ya tenemos un ejemplo claro de uso del IoT con los drones. Con estos dispositivos, un periodista es capaz de conocer el volumen de una manifestación. Además, va a exponerse menos y con más seguridad en un conflicto bélico, o va a informar de un modo más preciso sobre un incendio forestal. Los drones son un ejemplo conocido, pero es sólo el principio.

Los sensores construyen historias

Si conoces el mundo de la comunicación y el periodismo seguro que has oído hablar del llamado «periodismo de sensores«. En este tipo de periodismo, un periodista cuenta con multitud de datos a su alrededor, que le van a permitir construir historias en menos tiempo, a distancia de los eventos y en tiempo real.

Existen ya sensores que permiten construir historias. Por ejemplo, los sensores que miden la calidad del aire de una ciudad (Smart Cities) o los que miden las vibraciones en un concierto o evento deportivo. Estos sensores permiten conocer lo que más gusta al público sin necesidad de asistir al mismo. Pero no sólo eso, se podrá además hacer uso de tecnologías como las Smart glasses de manera habitual. Estas van a permitir al periodista enviar noticias en tiempo real a la redacción o a la cadena de TV. Esto también será especialmente útil en conflictos bélicos, además de en eventos deportivos o sociales.

Carlos Carazo, CTO (Chief Technology Officer) de la compañía de Telefónica IoT&BigData TECH, corrobora que el trabajo periodístico va a cambiar gracias al crecimiento imparable del IoT.

Declaración Carlos Carazo

Asimismo, añade ejemplos claros de como van a cambiar las rutinas periodísticas.

Declaración Carlos Carazo

Esta profesión lleva un gran camino recorrido, lleno de cambios en las rutinas periodísticas, y con el IOT va a ir mucho más allá. Como cualquier revolución tecnológica, el IoT no está solo. Su combinación con el 5G, el Big Data y la Inteligencia artificial va a revolucionar el mundo tal y como lo conocemos. También, la forma de hacer periodismo no se va a quedar atrás. La revolución tecnológica continúa y va a impactar todo lo que lo rodea.

Related posts

Filtro burbuja: el algoritmo que decide por ti

Las plataformas digitales y el pago a los medios por sus contenidos

Candela Ibáñez

Rivas Vaciamadrid: el poder de transformación de los medios locales

Marta Míguez Ortega

Leave a Comment