Aula en Red-Acción
Personalización Vigilancia

Periodista clandestino y otras profesiones de riesgo en el Sáhara Occidental

REPORTAJE | “De lo que no sabes, no hables”, reza un proverbio japonés. Pero ¿qué ocurre si quien quiere saber, no puede? En las últimas semanas ha vuelto a resonar en los medios el tema de Marruecos y el Sáhara Occidental, pero siempre desde el prisma español. ¿Nos hemos parado a pensar en qué condiciones se encuentran los saharauis? No, y aunque lo hubiéramos hecho, nos habríamos topado con un vacío total. Existen dos muros que lastran, desde hace décadas, a la última colonia africana: el físico y tangible, que se ve en los mapas; y el del silencio, menos visible pero más letal, si cabe. El bloqueo mediático que sufre el Sáhara Occidental ha sumido al resto del mundo en la ignorancia y, consecuentemente o no, en el desinterés.

Explotación como base de la ocupación

FUENTE: Raíces de Coriander

Marruecos ocupa el 80% del Sáhara Occidental, incluyendo las ciudades más grandes y los recursos más valiosos –especialmente, fosfato y pesca–. Dentro de ese territorio, el régimen marroquí mantiene un sistema de apartheid donde los saharauis son perseguidos y discriminados.

Su reacción a esta injusticia pasa por manifestaciones para protestar y luchar por su autodeterminación.

Mulai Aomar Mohamed, joven saharaui.

La policía marroquí no tiene reparo en reprimir estas manifestaciones con violencia, tortura o encarcelamiento de inocentes. Los derechos humanos son pisoteados cada día y, sin embargo…

¿Por qué no se habla de ello en el resto del mundo?

“La visión de los medios es que es un tema estancado, la misma noticia que se repite constantemente”, explica Salamu Hamudi, periodista saharaui en España. Sin embargo, es fácil que no haya novedades si el régimen marroquí persigue a todo aquel que pueda dar testimonio de la realidad saharaui. Marruecos ostenta el puesto número 135 de los 180 países que analiza la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa de Reporteros Sin Fronteras, siendo el 1 el más libre y el 180 el más peligroso para los divulgadores de información. Esto es así debido al control directo de los medios por la Familia Real marroquí y a la represión a la que somete a los periodistas que se atreven a ejercer su profesión libremente.

la realidad de los medios de comunicación en el Sáhara es dramática; hay periodistas detenidos por el mero hecho de serlo”

Salamu hamudi

De esta forma, las injusticias y demandas saharauis quedan ocultas por un manto de silencio y, en todo caso, de desinformación sesgada y poco veraz.


Una profesión criminalizada

Manifestante herida. FUENTE: Equipe Media

Ejercer de periodista en el Sáhara Occidental lleva décadas siendo una profesión de riesgo pero, como siempre, hay héroes dispuestos a arriesgar sus vidas por contar la verdad. Equipe Media es una agencia de prensa saharaui que desde 2009 graba imágenes clandestinamente en los territorios bajo control marroquí. Su trabajo se considera ilegal y algunos de ellos han sufrido torturas o condenas de cárcel de más de 10 años. Sin embargo, sus grabaciones suponen el único testimonio de la violencia ejercida por las autoridades marroquíes sobre los saharauis que se manifiestan pacíficamente.

“Somos conscientes de que el precio que hemos pagado y pagaremos es muy elevado, pero vale la pena dejarnos la piel para que las voces de los oprimidos sean escuchadas”, proclama sin dubitaciones Ahmed Ettanji, cofundador de Equipe Media y periodista de eldiario.es. “La represión es horrible, mi mujer y yo somos periodistas y por ello, nos han prohibido el matrimonio y nos han puesto bajo arresto domiciliario”.


El cortometraje más peligroso

Entre los logros de Equipe Media se encuentra el documental 3 stolen cameras, realizado en 2017 e íntegramente compuesto por material grabado a escondidas desde las azoteas de los edificios; con los periodistas preocupados por sostener la cámara mientras huían de las fuerzas armadas

Trailer del documental 3 Stolen Cameras (2017)

El documental ha recibido numerosos premios que reconocen el sacrificio de los periodistas que lo llevan a cabo, pero también ha sido censurado en países como Líbano, lo que refleja que la libertad de prensa todavía es un espejismo en demasiados lugares. Para lograrla luchan activistas como Ettanji y su equipo: “el objetivo del documental es concienciar al público mundial sobre los abusos injustificables de las autoridades marroquíes y la ocupación ilegal del Sáhara Occidental, de la cual los países más ricos del mundo son cómplices”.

Una vez más, queda sellado negro sobre blanco que el dinero es el motor que mueve la maquinaria de la geopolítica mundial. Marruecos tiene una gran influencia en los países occidentales debido a la explotación de sus abundantes recursos y a la inmigración. Sin ir más lejos, sus largos tentáculos tienen bien amarrados a España y Francia a través de complicadas relaciones políticas, económicas y de seguridad.

Pedro Sánchez y Mohamed VI, Rey de Marruecos.

¿Olvidados por la prensa internacional?

Cualquiera podría preguntarse por qué, a pesar de que Marruecos silencie a los periodistas saharauis, no hay corresponsales extranjeros que cuenten al resto del mundo qué está ocurriendo. “Marruecos no deja a ningún medio visitar la región. Ha expulsado a periodistas, observadores internacionales, abogados, parlamentarios… Cuando los países le exigen cierta apertura, usa el chantaje a través de la inmigración, el terrorismo o la droga”, detalla Hamudi. “No hay que olvidar que los medios son de sus dueños, y si el dueño tiene intereses en Marruecos, como ocurre en España, su agenda servirá a esos intereses”. El agujero negro informativo que Marruecos está creando en el Sáhara Occidental necesita de verdadera voluntad internacional para solucionarse. Solo cuando los grandes poderes a nivel mundial decidan priorizar los derechos humanos sobre los intereses económicos y geopolíticos, podrá el pueblo saharaui recuperar su tierra y hacer justicia.

Related posts

Lluís Cucarella: El Periodismo local es la mejor escuela que puede haber

La Ley Mordaza bajo el mandato socialista

Claudia López

La importancia de la personalización de los contenidos

Leave a Comment